Algunos vecinos de un pueblo alemán celebraron el incendio de un centro de refugiados sirios

#Xenofobia

Los bomberos tuvieron dificultades para apagar las llamas por la intromisión de un grupo que profería gritos xenófobos.

Un numeroso grupo de habitantes de Bautzen, una pequeña ciudad alemana fronteriza con Polonia y la República Checa, protagonizó en la madruga del domingo un bochornoso espectáculo que consternó al mundo, además de avergonzar a las autoridades alemanas.

El hecho mostró que un sector de Alemania esconde un resentimiento visceral y peligroso contra la llegada de refugiados Sirios al país europeo.

El sospechoso incendio

Alrededor de las tres de la madrugada inició un incendio en un hotel habilitado para acoger a unos 300 refugiados, pero los bomberos tuvieron serias dificultades para apagar las llamas a causa de un grupo de personas que celebraba el siniestro con gritos xenófobos y aplausos.

Según la policía, ante el edificio se habían congregado grupos de vecinos, incluidos niños y borrachos, que festejaban el siniestro, cuyo origen se desconoce pero que la policía sospecha que fue provocado.

Las autoridades detallaron que si el incendio es intencionado se sumará a una larga lista de agresiones contra refugiados en Alemania durante el año pasado. Según fuentes de la Policía Federal Criminal, a lo largo de 2015 más de 500 albergues fueron atacados en todo el país y 126 edificios fueron parcialmente destruidos.

 

Fuente: El País. Foto: spiegel.de

You May Also Like