RSPO, sinónimo de sostenibilidad y cuidado por el Medio Ambiente

Ciudad de Guatemala. La incesante demanda de aceite vegetal que la industria alimenticia mundial requiere aumenta cada año. Según datos proporcionados por World Markets and Trade, la producción de los cuatro principales cultivos de aceite; soya, girasol, canola y palma ha pasado de aproximadamente 78 millones de toneladas métricas en 2003 a más de 150 en 2015.

Ante el aumento de la demanda, también hay una elevada preocupación por los efectos que la expansión de los cultivos pueda causar al medio ambiente y a la sociedad. Conscientes de estos desafíos se creó la Mesa Redonda del Aceite de Palma (RSPO) en 2004, con el fin de promover el cultivo y la producción sostenible del aceite de palma en el mundo.

RSPO es la certificación más reconocida en el ámbito internacional en materia de sostenibilidad para la industria de aceite de palma. Es sinónimo de garantía de que el aceite de palma procede de recursos sostenibles. Reúne a cada uno de los miembros que participan en la cadena de producción, que incluye a los productores de aceite de palma, fabricantes de productos de consumo y organizaciones medio ambientales mundiales asentados en las más estrictas normativas internacionales con el firme compromiso de realizar una gestión responsable en el manejo de residuos, la implementación de mejores prácticas en el cuidado y respeto por el medio ambiente, la diversidad biológica, la mejora de la calidad de vida de los habitantes en las comunidades de influencia y la garantía de sostenibilidad integral en todos los procesos de cultivo y producción de aceite de palma.

Para obtener esta certificación, RSPO audita exhaustivamente a las empresas productoras de palma con base en 8 principios:

  • Principio 1: Compromiso con la transparencia.
  • Principio 2: Conformidad con regulaciones y leyes aplicables.
  • Principio 3: Compromiso con la viabilidad económica y financiera a largo plazo.
  • Principio 4: Uso adecuado de las mejores prácticas para cultivadores y procesadores.
  • Principio 5: responsabilidad ambiental y conservación de los recursos naturales y la biodiversidad.
  • Principio 6: consideración responsable de los cultivadores y procesadores con los empleados, individuos y comunidades.
  • Principio 7: Desarrollo responsable de nuevas plantaciones
  • Principio 8: compromiso con el mejoramiento continuo en áreas clave de la actividad.

Las marcas más reconocidas a nivel mundial como Nestlé, Unilever o Colgate-Palmolive, están realizando fuertes compromisos por utilizar aceite de palma sostenible con el certificado RSPO. De ahí la importancia de que la industria palmera guatemalteca comience los procesos de certificación RSPO en sus procesos de producción.

A pesar del aumento en la demanda del aceite de palma, únicamente el 20% del aceite de palma producido a nivel mundial es certificado por RSPO, siendo el 1.5% aceite sostenible proveniente de América Latina. En dicha región, solamente seis empresas productoras de aceite de palma cuentan con la certificación RSPO, siendo dos guatemaltecas, entre ellas NaturAceites.

You May Also Like